El rol del cristiano en la política y la soberanía de Dios

David Hormachea

Editorial CLC

El Dr. David Hormachea nos habla en este libro acerca de uno de los temas más apasionantes del cristianismo: la relación que existe entre la soberanía de Dios y a responsabilidad humana.

Ester es sin duda uno de los libros de la Biblia en los que podemos ver esa verdad con mayor claridad. La destitución de la Reina Vasti, la presentación de Ester ante Jerjes, la amenaza que los hebreos sufrieron por parte de Amán, la conspiración contra el Rey que Mardoqueo denunció y el insomnio providencial que sufrió Jerjes una noche, son algunos de los puntos clave en los que podemos observar cómo el Dios soberano estaba detrás de todo lo que estaba ocurriendo en Persia, aunque Él no es mencionado ni siquiera una vez a lo largo del libro. El Doctor Hormachea también invita al lector a considerar que Mardoqueo y Ester son un ejemplo para nosotros al momento de involucrarnos en la vida política de nuestras naciones.
Como cristianos muchas veces consideramos que los asuntos políticos son ajenos a nosotros, pero lo cierto es que Dios desea que participemos de ellos con sabiduría. Elmundo democrático nos ofrece herramientas como el voto, y por medio de él podemos participar activamente en la dinámica política de nuestros países. Además, nuestra responsabilidad como creyentes es luchar para que las ideas liberales de los movimientos políticos modernos no se impongan sobre los principios bíblicos.
Los creyentes no solo deben evitar que los enemigos de Dios no lleguen a posiciones de autoridad en que puedan atacar la cosmovisión cristiana, sino también instruir a las nuevas generaciones en la Palabra de Dios para que puedan tener herramientas que les permitan defender los principios bíblicos en el futuro. Ese es uno de los principales llamados que David Hormachea nos hace en este libro.